Escuche este artículo

La candidata presidencial de Nuevo Pacto Social, la senadora Yasna Provoste, lanzó oficialmente su programa de gobierno este domingo. Entre los principales ejes se encuentra la reconstrucción tras la pandemia, la paridad de género, la participación indígena y una reforma al sistema de pensiones.

En un acto en el Centro Cultural Matta, en la comuna de La Granja, la candidata dio a conocer el documento de 179 páginas que delinea sus propuestas para un eventual mandato entre 2022 y 2026. «Este programa de gobierno es una respuesta, construida desde el conocimiento experto, pero también desde claras voces ciudadanas», sostiene el texto.

De esta forma, la senadora sostuvo que se hará cargo de la «reconstrucción post pandemia». «Aprovecharemos de manera responsable la oportunidad histórica para no solo reconstruir lo que teníamos, sino construir un país mejor», asegura.

Como financiamiento, propone «un nuevo pacto tributario destinado a recaudar 5 puntos del PIB adicionales, aproximadamente 15 mil millones de dólares», además de considerar «gastos transitorios por 4,6% del PIB». «Son cálculos serios para un programa financiado, pro crecimiento, desde el primer día, fiscalmente responsable y de vanguardia en los cambios», afirmó Provoste, según recogió Emol.

Por otro lado, parte de las propuestas de la candidata para el sistema de pensiones es que en los primeros seis meses «instalar el primer piso del nuevo sistema de seguridad social, con una pensión universal garantizada, con recursos públicos, de $225 mil, para para todas las personas mayores de 65 años, a excepción del 10% de mayores ingresos». Lo que incluiría a quienes hayan cotizado o no, aunque no tengan ahorros y no reciban una pensión autofinanciada.

En Salud, se inclina por un sistema universal que incluye «la implementación de un seguro único público que permita mancomunar el 7% de las cotizaciones, garantizando un acceso equitativo y de calidad a las atenciones de salud, incluidas las atenciones de urgencia vital; el procuramiento, donación y trasplante de órganos; y un moderno sistema de rescate prehospitalario y una cobertura financiera que brinde una adecuada protección a las personas. Se permitirá la existencia de seguros complementarios de salud regulados».

En educación, se comprometió a pagar la deuda histórica de los profesores, terminar con el CAE y «perfeccionar» el sistema de Gratuidad. «Aumentaremos, de manera transitoria, el límite de duración de la gratuidad en Educación Superior, en dos semestres respecto de las carreras universitarias y en un semestre tratándose de carreras técnicas», sostiene el programa.

De igual forma, anunció que un eventual gobierno triplicará el presupuesto en Cultura y duplicará el de Ciencias. «Vamos a instalar a la ciencia y al desarrollo tecnológico como un pilar fundamental para el desarrollo de nuestro país», aseguró y agregó que «el sector privado va a tener que hacer un esfuerzo para que Chile sea un país desarrollado en investigación».

Sobre la relación con los pueblos originariosProvoste señaló que «desarrollaremos, a partir del primer día de Gobierno, un proceso especial de diálogo y participación indígena plurinacional, en el que todos los pueblos y territorios indígenas están representados, con una agenda abierta para dialogar sobre lo expuesto y para poder establecer prioridades». De acuerdo al citado medio.

También, el programa sostiene que «el enfoque de género se transformará en un eje transversal de la acción del Gobierno y se acoplará, en todas y cada una de las áreas de la gestión del gobierno y del Estado, encontrando un enfoque intersectorial».En la misma línea, impulsará «una transformación que garantice los derechos de quienes sufren discriminación por género, orientación sexual, clase social, edad, origen étnico y discapacidad, y que dé paso a la verdadera diversidad y a los talentos de nuestro país en toda su riqueza, incluyendo a las personas procedentes de pueblos indígenas y del fenómeno de la migración».