Escuche este artículo

Este próximo viernes 6 de septiembre se llevaran a cabo los alegatos por el recurso de protección interpuesto contra Nueva Unión SPA por sus sondajes ilegales en toda la cuenca del Río Huasco, y en contra del Servicio de Evaluación de Ambiental quien permitió que esto sucediera.

Cabe recordar que este proyecto pertenece a dos de las TRASNACIONALES CRIMINALES en el mundo: Newmont (que compró Goldcorp) y Teck; y une a dos iniciativas de PROYECTOS RECHAZADOS ANTERIORMENTE COMO LO ES EL MORRO Y EL RELINCHO.  Es un megacomplejo minero que pretende instalarse en toda la provincia de Huasco, interviniéndola fuertemente de cordillera a mar, amenazando todos los componentes del ecosistema y sus comunidades.

Entre otras cosas, propone dejar un relave de más de 2.000 HECTÁREAS, 4 BOTADEROS DE ESTÉRILES contaminantes y uno de ellos a tan solo 6 kilómetros de las lagunas huascoaltinas, destruir y sacar más de 40 hectáreas de vegas altoandinas en Quebrada Larga, naciente del Río Tránsito, amenazando afectar ecosistema glaciar y más de 350 vestigios arqueológicos, y cómo si fuera poco, contaminar el río Huasco directamente a la altura de Maitencillo, Freirina donde pretende que un mineraloducto de más de 100 km de extención atraviese bajo el río para llegar así al puerto Huasco.

Este recurso de protección en específico, se interpuso por el Movimiento Socioambiental del Valle del Huasco y la Coordinadora por la Vida del Valle del Huasco, en forma de 88 habitantes de toda la cuenca y dos comunidades diaguitas, quienes tras enterarse de los sondajes de Nueva Unión en medio del Río Huasco en la Comuna de Freirina, comenzaron a investigar la situación completa de los sondajes de la empresa encontrándose con la sorpresa que a la fecha se han realizado MÁS DE 193 en toda la provincia y sin que la empresa haya ingresado al Sistema de Evaluación Ambiental tal como estipula la ley para cuando son más de 40 sondajes en esta zona del país; y cómo correspondía también al estar la posibilidad de provocar daños significativos en una serie de componentes ambientales tras la realización de los sondajes.

La situación reviste tal gravedad que la Corte de Apelaciones aceptó la orden de no innovar solicitada por estas organizaciones, ordenándose el cese de todos los sondajes en toda la cuenca el río Huasco el pasado 6 de junio, razón por la cual hasta la fecha están detenidos.

Tanto la coordinadora por la Vida del Valle del Huasco como el Movimiento socioambiental del Valle del Huasco, esperan ilegalidad de los sondajes emprendidas por Nueva Unión sean ratificados por la justicia, y que todo esto colabore en seguir demostrando que la megaminería en el valle del Huasco no es posible, menos en el contexto de emergencia mundial actual y cuando gran parte del territorio nacional es aquejado por una aguda sequía que sólo se proyecta en avanzar, producto de un modelo económico que entrega ríos y con ello territorios completos al sacrificio.

  MOVIMIENTO SOCIOAMBIENTAL VALLE DEL HUASO