Escuche este artículo

En noviembre La Moneda había informado de un proyecto para corregir las «desigualdad», pero ha ocurrido «todo lo contrario», apuntó Claudia Pizarro (DC).  «Cuando los anuncios vinieron en octubre, los municipios terminamos con menor presupuesto», aseguró la jefa comunal en Cooperativa.

La alcaldesa de La Pintana, Claudia Pizarro (DC), acusó que las comunas terminaron el 2019 con menor presupuesto que el establecido en el Fondo Común Municipal, pese a anuncios del Gobierno en medio de la crisis social.

En noviembre pasado La Moneda anunció el envío de un proyecto de ley para corregir las «desigualdades» existentes en el fondo y modificar el reparto de recursos.

Sin embargo, sucedió «todo lo contrario, lamentablemente, pregúntenle a cualquier alcalde (…) cuando los anuncios vinieron en octubre, Chile cambió, los municipios terminamos con menor presupuesto en el año», aseguró la jefa comunal.

Apuntó que incluso «recibimos 5 por ciento menos para terminar noviembre y diciembre» y fustigó que «no hay ninguna explicación coherente por parte de la Subdere».

«Entiendo que la Asociación Chilena de Municipalidades se sentó con el subdere, pero se desvió el tema porque empezaron a hablar de la elección de gobernadores y el Fondo Común Municipal pasó a segundo plano», agregó.

En ese marco, sostuvo que «lo que nos interesa es tener por lo menos lo proyectado, que se respete».

Falta de recursos

«Los alcaldes y alcaldesas siempre hemos dicho que se necesita una nueva Ley de Rentas 2. Creemos que lo que ha dicho el Presidente es insuficiente en el sentido de que aquí solos se apunta es a aumentar el FCM», afirma el alcalde de Macul, Gonzalo Montoya.

Para él, la falta de recursos «impacta directamente en todas las políticas sociales que implementamos, impacta directamente en la mejoramiento en cuanto a infraestructura, plazas, parques, seguridad. Creemos que aquí es sumamente relevante una reforma tributaria mucho mayor a la propuesta, que solamente toca los ingresos, pero falta un impuesto a la riqueza que financie todas las demandas de nuestros vecinos en materia de pensión, salud, educación, entre otras».

«Para nosotros lo ideal sería que nos podamos acercar cada municipio a un ingreso per cápita de 700 mil pesos», sostiene el alcalde de La Granja.

Similar opinión tiene Mauro Tamayo, alcalde de Cerro Navia. «El anuncio es débil en torno a la redistribución del FCM, porque eso no significa inyectarle ningún peso adicional al fondo ni disponer recursos centrales para inyectar, solo es que aquellas comunas que reciben más recursos entreguen más aportes», afirma.

Tamayo es tajante: «En todos los cálculos que se han hecho eso significa que Cerro Navia pase de recibir 140 mil a 143 mil pesos per cápita y Vitacura va a bajar de 1 millón 130 mil a 1 millón 100 mil aproximadamente, entonces se acorta la brecha pero sigue siendo insignificante».

«El conflicto social de hoy día tiene en su corazón la desigualdad, las áreas verdes que no son verdes en los sectores populares, salud, educación, y eso lo reviste un modelo que profundiza la desigualdad. Por eso solo redistribuir los fondos municipales es insuficiente», agrega.