Escuche este artículo

 Por al menos 407 millones 738 mil 740 pesos, tendrá que responder la exjefa de la Subdirección de Administración y Finanzas del Servicio Local de Educación Pública del Huasco, luego que la auditoría externa ordenada por la ministra de Educación, Marcela Cubillos, el 3 de diciembre de 2018, arrojara que aparentemente ella giró cheques por ese monto a dos funcionarios de su dependencia, sin rendir cuentas de la utilización de esos fondos.

Según los resultados de la investigación que se desarrolló durante los últimos siete meses, el dinero fue sacado de las cuentas corrientes del Fondo de Apoyo a la Educación Pública (FAEP), Subvención Escolar Preferencial (SEP), Subvenciones y Resto, para que estos dos individuos lo depositaron en cuentas personales sin especificar el destino final de los recursos.

El análisis minucioso que se realizó en las cuatro provincias que partieron como plan piloto del Sistema de Educación Pública en noviembre de 2017, posicionó a Huasco, en la Región de Atacama, como la más irregular de las dependencias centralizadas, pese a que todas tuvieron fallas en la distribución y fiscalización de los presupuestos.

Las faltas que se cometieron en la jurisdicción atacameña no solo son graves, sino que además de generar sumarios administrativos, podrían dar paso a una investigación penal por malversación y desviación de fondos públicos, así como fraude al fisco, tal como lo describió el subsecretario de Educación, Raúl Figueroa, en el oficio que -el 9 de agosto- emitió al Consejo de Defensa de Estado y al Ministerio Público.

Ante esta situación, el diputado por Atacama, Juan Santana, exigió al Ministerio de Educación que -con carácter de urgencia- “nos entregue esta información, ya que, de ser efectiva, estaríamos frente a una irregularidad enorme”.

En Huasco no sólo hubo un traspaso de dinero sospechoso a cuentas personales, sino que además hay una diferencia no aclarada de más de dos mil 969 millones de pesos en la cuenta de Subvenciones que corresponden a transferencias efectuadas por la Subsecretaría de Educación.

Asimismo, en la revisión se hallaron 32 cheques en blanco firmados por el exdirector del Servicio Local de Educación, quien no tenía competencia otorgada por la Contraloría General de la República para hacer giros de las cuentas respectivas al sistema.

Las irregularidades que se cometieron también guardan relación con el sobregiro de la cuenta corriente de Subvenciones por más de 278 millones de pesos, siendo que -de acuerdo con el artículo 32 del Decreto de Ley Nº 1.267 de Hacienda- los titulares no pueden sobregirarse de los gastos.

La exploración que recaudó suficientes elementos incriminatorios incluyó las deficiencias en el inventario del traspaso de un 68,7 % del mobiliario a los establecimientos educacionales y la falta de contabilización de tres vehículos que se compraron por un monto aproximado de más de 48 millones de pesos.

Todos los datos de la investigación fueron publicados por el diario El Mercurio este domingo tras tener acceso a las auditorías; en la nota de prensa el periodista también menciona las irregularidades existentes en Barrancas, Puerto Cordillera y Costa Araucanía.

En ese sentido Santana destacó la importancia que significa la desmunicipalización para el sistema de educación pública del país y que con esto “está en juego su implementación y el fortalecimiento, así nadie tiene el derecho de jugar con ello”.

SOLICITUD Con respecto a lo que sucede en Huasco se pronunció el senador, Rafael Prohens, quien aseguró que entre lunes y martes realizará una solicitud formal ante el Consejo de Defensa del Estado para que acelere el proceso investigativo a fin de transparentar todo, de modo que -quienes resulten responsables- asuman lo que se dictamine sobre ellos.

“Queremos hacernos parte de esto para que no quede en la nebulosa (…) nos vamos a presentar ante el consejo y entregar más elementos de juicio que sirvan de herramientas para que ellos puedan resolver mejor la situación”, comentó el parlamentario atacameño.

Sobre los resultados de la auditoría que dejaron muy mal parado al Servicio Local de la Educación del Huasco ante la opinión pública nacional, Prohens destacó que será el sistema judicial el que determinará cuáles fueron las irregularidades y si estás se centraron únicamente en actos administrativos o si, por el contrario, las personas que estuvieron a cargo del plan piloto durante un año incurrieron en infracciones penales.

Se desconoce si, cuando se realizó el cambio de mando del servicio, fueron los nuevos directores quienes -al notar rarezas en los procesos financieros-, sugirieron a la secretaria de Estado realizar una auditoría o si, por el contrario, ella lo hizo por iniciativa propia para saber en qué condiciones habían dejado la gestión los actores anteriores.

Ante el escenario que percibió Javier Obanos cuando asumió el cargo de director en Huasco se sabe muy poco, puesto que no ha habido -en este tiempo- denuncias formales relacionadas con desvío de fondos en la administración que precedió la suya.

Aun así, el congresista Rafael Prohens lo exhortó para que se sume a las averiguaciones y entregue todos los sumarios necesarios que ayuden a esclarecer las situaciones internas en torno al manejo de los recursos.

“Yo lo que espero es que el actual director haya instruido los sumarios necesarios para esclarecer las situaciones internas del manejo de esta plata; más allá de lo que realice la justicia (…) Él, como director y responsable de la educación de Huasco, está obligado a hacerlo”, acotó.

El ex director ejecutivo director del Servicio Local de Educación del Huasco, es profesor en Educación General Básica, magister en Educación con mención en Gestión de Sistemas Educativos y cursó dos diplomados, uno en Formación en Educación y Trabajo y otro en Desarrollo Económico Local.

Sin embargo, su trayectoria en Atacama ha sido mayoritariamente política y todos los ciudadanos lo conocen por su militancia activa en el partido Demócrata Cristiano, así que -según Prohens- para asumir el cargo en cuestión, fue nombrado “a dedo”.

Ante este panorama el legislador reflexionó que “esto nos tiene que servir como experiencia para que entendamos que la educación no es un ente político y que los cargos importantes para conducirla con calidad, no pueden ser por méritos gubernamentales, sino por méritos académicos, de docencia y de experiencia para ofrecer un mejor servicio”.

Para él, el gran fracaso de lo que ocurrió en Huasco debe servir como aprendizaje para que no se repita y por ello es que, en una reunión que sostuvo con el intendente de la Región de Atacama, Patricio Urquieta, este le dijo que “tiene pensado armar una mesa de trabajo con la finalidad de poner el punto focal en el tema de la calidad de la educación para que no sea vista con la típica mirada política para sacar provecho electoral”.

La opinión del diputado Santana, por su parte, se centra en la necesidad que tiene la educación pública en que la ministra Cubillos no “empantane” la implementación del Servicio Local de Educación, ya que “es necesario que se involucre con dedicación y tiempo en esta labor. El funcionamiento y el correcto uso de los recursos que se le traspasan a esta institución es principalmente responsabilidad del Mineduc”.

A propósito de que la senadora Yasna Provoste fue una de las promotoras de que la Provincia del Huasco fuera incluida en el plan piloto de este sistema educativo, se intentó establecer comunicación con ella para conocer su postura sobre este incidente; sin embargo, hasta el cierre de esta edición fue imposible lograrlo.

  Fuente Elchañarcuillo Por Frenny Kelly Granado