Escuche este artículo
El Club de Deportes Vallenar venía con toda la presión encima, solo el triunfo sobre San Marcos de Arica le servía para meterse en liguilla y en el caso de empatar, debía esperar otros resultados que en las otras canchas definitivamente no se estaban dando. De hecho, cuando se cumplió el minuto 90 el “Albiverde” estaba relegado a la permanencia. Pero Matías Zamora dijo otra cosa, anotó un gol en el último minuto metió al “Gigante” del Huasco en la liguilla por el ascenso a la Primera “B”.
Deportes Vallenar salió a la cancha del Estadio Mundialista Carlos Dittborn con la intención de marcar rápido, mientras que San Marcos de Arica, ya clasificado a la liguilla jugó con la ansiedad del visitante. No obstante, a los dirigidos por Jeremías Viale les costaba inquietar el pórtico defendido por el meta Ignacio Silva.La mayor incidencia de la primera etapa ocurrió en el minuto 14, cuando Francisco Araya recibió un centro desde el sector izquierdo del ataque vallenarino y con una acrobática maniobra golpeó el esférico, pero se fue desviado. No obstante, lo peor estaba por venir. Es que el jugador cayó tan mal que no se volvió a levantar.Tanto compañeros como rivales se tomaron la cabeza al ver el brazo de Francisco Araya, quienes pidieron atención médica para el jugador vallenarino. El diagnostico, fractura expuesta del antebrazo derecho, por lo que trasladado de urgencia a la clínica y en su lugar ingresó Atilio Berríos.Conforme fueron avanzando los minutos, Los “Bravos” del Morro emparejaron las acciones, pero el marcador no se movió, terminando el primer tiempo en tablas.
En el segundo tiempo, San Marcos avisó de entrada, un centro de Nicolás Aravena formó un desaguisado en el área vallenarina y el balón terminó impactando el poste del arco defendido por el meta Carlos Julio.Luego se dio la misma tónica del primer lapso, con un Deportes Vallenar manejando las acciones, pero con poca precisión en el último tramo de la cancha, mientras que el anfitrión no lograba vulnerar el arco “Albiverde”.Los minutos pasaban y la tensión subía, puesto que los 710 espectadores que llegaron al Estadio Carlos Dittborn se mostraron disconformes con el desempeño del elenco dirigido por Felipe Cornejo. En las huestes vallenarinas no lograban dar con la llave del gol. Hasta que llegó el minuto 90+4’, cuando el árbitro cobró un tiro de esquina pese al reclamo ariqueño, el balón aéreo fue conectado por el artillero Matías Zamora, quien perforó la valla de San Marcos y desató la algarabía vallenarina, pues era la última jugada del partido, no hubo tiempo para más y Vallenar logró la clasificación a la liguilla por el ascenso.“Esto se resume en que tenemos jugadores con un gran corazón, que pudieron asimilar la situación y superarla como a lo largo de todo el año, se merecían estar entre los mejores equipos y lo lograron”, manifestó el director técnico de Deportes Vallenar, Jeremías Viale, al término del partido que les dio la clasificación. Fuente: soychile.