Escuche este artículo

En entrevista con Radio Cooperativa, el presidente de la Cruz Roja en Chile, Patricio Acosta, aseguró que la cifra de heridos entregada por el Instituto Nacional de Derechos Humanos a causa de las masivas protestas sociales “se quedó corta”, pues a nivel nacional, las personas lesionadas superan las 2.500.

“Las cifras que dio el Instituto (Nacional) de Derechos Humanos de heridos, de 1.570 (1.574 a las 22:00 horas de ayer), creo que se quedaron cortos. Son más, hay muchos atendidos que no van a la posta ni a los hospitales por temor a quedar detenidos. Nosotros los curamos y se van para la casa, y eso queda en la estadística nuestra, no queda en la estadística de los centros asistenciales, por lo tanto ha habido mucho herido que no está contabilizado por el Instituto Nacional de Derechos Humanos”, sostuvo Acosta a la emisora.

En esa línea, el representante de la Cruz Roja en nuestro país agregó que “responsablemente puedo decir que son más de 2.500 hasta la fecha”, cifra que -aclaró- corresponden a las atenciones prestadas por la Cruz Roja en todo Chile. Acosta puntualizó que el flujo de heridos es variable – considerando la afluencia de cada manifestación- y detalló al respecto que “no contabilizamos la gente con una pequeña herida, un corte pequeño que se le hace una curación y se le pone un parche. Nosotros no lo contabilizamos porque a veces los atendemos a la pasada. Vamos avanzando, alguien nos pide una atención y se lo hacemos”. Asimismo, Acosta indicó que no han considerado los efectos de los gases lacrimógenos, a pesar de que muchos recurren a ellos por problemas a la vista o a la piel, “por lo tanto, la cifra creo que es mayor”, insistió el presidente de la Cruz Roja, advirtiendo finalmente que existen otros grupos que están prestando ayuda y cuyos números “tampoco se conocen”.