Escuche este artículo

Organización defendió el llamado a huelga para este 8 de marzo «como una forma de hacer de nuestras vidas un problema político». «Porque lo que nos tiene sumidas en la precarización total y transversal de nuestras vidas son, precisamente, las políticas públicas levantadas por este gobierno y también por los de la Concertación y Nueva Mayoría», acusaron.

Este jueves la ministra de la Mujer y la Equidad de Género, Isabel Plá, en entrevista con Radio T13 afirmó que el Gobierno rechaza la convocatoria a la huelga del 8 de marzo, ya que a su juicio las demandas planteadas “exceden los temas de la mujer” y corresponden a un movimiento “de oposición” que “tiene un objetivo diferente”. Además de eso, dijo que el Ejecutivo busca “derribar barreras para que las mujeres tengan la oportunidad de demostrar cómo movilizan al mundo y a Chile” y que “una paralización va en el sentido opuesto”.

Desde la Coordinadora Feminista 8 de Marzo le respondieron a la secretaria de Estado, planteando que les parece “preocupante que la primera autoridad del Ministerio de la Mujer, la cartera que debe estar en sintonía con la vida de las mujeres que vivimos en Chile, haga estas declaraciones que dejan en evidencia su desconexión con las problemáticas y preocupaciones que nos atañen”. Al respecto añadieron que “los temas centrales para las mujeres son los temas que nosotras mismas hemos puesto sobre la mesa en este último tiempo a través de las organizaciones en las que participamos”.

En ese sentido, sostienen que los temas de las mujeres “no pueden ni deben limitarse a erradicar la violencia machista entendida únicamente como acoso, abuso, golpes y femicidios”, debido a que estos “se relacionan con todo aquello que precariza nuestras vidas”. Un sueldo 37% menor al de los hombres, un gasto de 3 horas más al día en el trabajo doméstico y de cuidados, o que más del 90% de las pensiones de las mujeres sean menores a 158 mil pesos, son algunos de los ejemplos entregados por la Coordinadora 8M.