Escuche este artículo
Savex Chile, empresa productora de uva de mesa, logró cerrar un contrato con importadores japoneses gracias al apoyo entregado por la Oficina Regional de ProChile Atacama. Este año, la empresa de Alto del Carmen, enviará 2.160 cajas de uva de mesa (Red Globe), las cuales serán despachadas de manera gradual durante este verano, terminando en febrero de 2019. Estas acciones, fueron posibles gracias a la adjudicación de un proyecto silvoagropecuario presentado al respectivo Concurso de ProChile, y que fue ejecutado el año 2018.
Este negocio se concretó luego de la visita de los nipones a la empresa, donde conocieron el clima de la región y la pureza del agua de regadío, proveniente directamente de los glaciares. Japón es un mercado altamente exigente en la calidad de los productos que consume, por lo que la oferta de Savex cumple cabalmente con los estándares solicitados.
Manuel Bravo, gerente comercial y socio de Savex Chile, destaca la labor y capacidad de los conocimientos e información que, ProChile Atacama, entrega a las empresas de la zona. “Estos compradores japoneses vieron en mí un proveedor que les entregará calidad, pero esto no hubiera sido posible sin la asesoría que entrega ProChile. Ellos saben lo que es necesario para ser exitoso, tienen conocimientos de los diferentes mercados y saben cuáles son los requisitos que debemos cumplir los productores locales para ingresar a los diferentes países”.
Por su parte, el Director Regional de ProChile en Atacama, Juan Noemí Campos, enfatiza que “trabajamos diariamente en la búsqueda de nuevos y mejores mercados a los cuales ingresar nuestros productos. Creemos en la calidad e importancia que puede marcar Atacama en el extranjero”.
En tanto el Secretario Regional Ministerial de Agricultura, Patricio Araya Vargas, señaló que “actualmente trabajamos fuertemente no sólo en ampliar nuestros horizontes, sino que además en la reconversión de las variedades que se cosechan en nuestros valles, por lo que una pequeña empresa que logre exportar Red Globe, una variedad que ya es poco requerida por el mercado, es un hecho digno de admiración, porque es un desafío que no muchos aceptan y además, que su producción sea enviada a países asiáticos nos demuestra que con esfuerzo y trabajo es posible acceder a nuevos clientes y es un ejemplo digno de imitar”.
VISIÓN DE FUTURO
Para Manuel Bravo, exportar  abre la posibilidad de crear más puestos de empleo. Además, trabajando de forma colaborativa con otros productores, es posible abarcar de mejor forma las oportunidades que ofrecen los mercados internacionales.
“Al terminar los envíos a Japón, haremos una reinversión completa en nuestros campos. Nuestro enfoque será contar con un sello de calidad que refuerce el ideal de un negocio a largo plazo, creando lazos colaborativos con productores vecinos. En el Valle del Huasco, existen microclimas que apoyan y abren nuevas oportunidades para desarrollar negocios en conjunto, con tal que nos permita ingresar tempranamente al mercado japonés, tal como ellos lo requieren”, dijo Bravo.
“Nuestro valle no cuenta con una agrupación que una a los productores de la zona, por lo cual, ingresar como una pequeña pyme a un mercado tan importante como el japonés, es un gran logro para nuestra empresa”, terminó diciendo el ejecutivo.