Inicio Noticias Nacional Caso UACh: Sindicato de Docentes amenaza con paro si Rector Galindo no...

Caso UACh: Sindicato de Docentes amenaza con paro si Rector Galindo no renuncia

Esta jornada el Sindicato de Docentes UACh a través de un comunicado solicitó la renuncia del Rector Óscar Galindo a la brevedad, asegurando que lo anterior es “previo al establecimiento de medidas de paralización de actividades la próxima semana”.

A través de un comunicado. el Sindicato de Docentes de la UACh exigió la renuncia del Rector Óscar Galindo, en el contexto de los resultados del informe final de la auditoría externa a la casa de estudios dados a conocer esta semana, detallando que de no ocurrir lo anterior, iniciarían una paralización.

RECTOR Oscar Galindo
RECTOR Oscar Galindo

Cabe recordar que esta semana también consejeros académicos y decanos de la Universidad Austral de Chile, exigieron la renuncia del Rector Galindo.

Así, la declaración de los docentes detalla lo siguiente:

Declaración Sindicato de Docentes de la Universidad Austral de Chile. Estimada Comunidad Universitaria:

El Sindicato de Docentes de la Universidad Austral de Chile, en asamblea extraordinaria realizada el día 08 de enero de 2021, y por mayoría, ha acordado:

– Adherir a la declaración pública emitida por integrantes del Consejo Académico: Decana, Decanos y Consejera(os) Académicos habilitados, el día 06 de enero de 2021, en la cual se solicita la renuncia del Rector de la Universidad Austral de Chile, Dr. Oscar Galindo.

– Solicitar una vez más la renuncia del Rector de esta casa de estudios. Del mismo modo, solicitamos la separación definitiva del Sr. Carlos Montt, del Directorio y de toda actividad relacionada con la Universidad.

– Paralizar sus funciones frente al no cumplimiento de lo anterior, y de manera indefinida.

El documento añade que para el Sindicato de Docentes esta es la única salida existente que pueda garantizar y facilitar el restablecimiento de condiciones óptimas para el funcionamiento de la institución, así como el actuar de manera libre e independiente de nuevas autoridades.

Estas condiciones no son negociables para restablecer la probidad, transparencia y ética de la Universidad Austral de Chile.

Demandamos estas renuncias a la brevedad, previo al establecimiento de medidas de paralización de actividades la próxima semana, concluye el Sindicato de Docentes UACh.

Más temprano, el Prorrector, Rodrigo Browne, Oscar Balocchi, Vicerrector académico, Luis Vargas, Vicerrector de Investigación, Desarrollo y Creación Artística, y Daniela Vera, Vicerrectora de la Sede Puerto Montt, emitieron un comunicado dando a conocer su posición frente a la situación que atraviesa la casa de estudios.

En este detallan que están “comprometidos personal e institucionalmente para ayudar a resolver el conflicto de legitimidad de las autoridades universitarias desde nuestras responsabilidades, guiados por los valores que nos fundan como Corporación y con el espíritu de cooperación y participación, para lograr el mayor consenso en la construcción de decisiones que contribuyen a minimizar los efectos negativos que se están produciendo dentro de nuestra institución”.

En este contexto, son cinco puntos los que expusieron al Rector Óscar Galindo y que hoy decidieron hacer públicos:

  1. Para cada uno de nosotros, este proceso nos ha llevado a un estado de altísima tensión emocional, que se traduce en costos personales, familiares, sociales, políticos y académicos, afectando incluso a nuestros confianzas con la comunidad universitaria.
  2. A pesar de lo anterior, consideramos que hemos realizado todos nuestros esfuerzos intelectuales, de gestión y de relaciones humanas para afrontar lo que acontece para beneficio de la institución en el corto, mediano y largo plazo. Lamentablemente, desde nuestro punto de vista, no hemos cumplido como corresponde con esa labor, porque sobrepasa nuestras competencias normativas.
  3. Confiamos en la capacidad de negociación de Ud. y de los Decanos y Decana, para que logren establecer un acuerdo, urgente, que permita darle viabilidad a una salida institucional en este difícil y complejo momento.
  4. Este equipo ha decidido que, si estas negociaciones entre las partes no son fructíferas, daremos un paso al costado porque cualquier acción no consensuada generará mayores costos institucionales.
  5. Es nuestro propósito que la cooperación institucional, preservando los valores que nos fundan como instituciones,  se transformen en el camino para la institución, se transformen en un camino para la resolución de la crisis que aqueja a nuestra Universidad.

El documento agrega que el “Consejo Académico extraordinario del día miércoles 6 de enero, hemos decidido inhabilitarnos en la discusión a propósito del informe fina de la auditoría externa y sus proyecciones, aunque no tenemos ninguna responsabilidad política, académica ni administrativa con relación a los hechos denunciados, porque los consideramos un acto de prudencia institucional que sumado a nuestra propia convicción va, además, en línea con la sugerencia pública dada por la comunidad, a través de sus comunicados.

Más adelante el documento expresa que “manifestada la solicitud de renuncia al Rector de forma pública por parte de los consejeros académicos, decanos, decana y representante estudiantil y manifestado públicamente el rechazo a esa solicitud por parte del Rector, consideramos lo siguiente”:

Que si bien es cierto nuestros cargos son de confianza del Rector, también es cierto que nuestra principal responsabilidad es y será con la institución que coadyuvamos a dirigir. La asunción de nuestras responsabilidades tiene como único horizonte impulsar y ayudar a construir una universidad de calidad y excelencia en todos sus sentidos. También el imperativo de dar continuidad al funcionamiento de muchas las actividades en desarrollo, como procesos de admisión, finalización de semestre académico, y de proyección, como nuestra acreditación institucional y aprobación definitiva del plan estratégico.

Finalmente, el documento expresa:

“Por lo tanto, ponemos nuestros cargos a disposición del Consejo Superior Universitario como máxima instancia de decisión de nuestra Universidad. De tal manera, nuestra idea es no ser, en ningún momento, obstáculo para la resolución de la crisis y, por el contrario, ser un canal fluido para lograr resolver el conflicto”, concluye el comunicado.

- PUBLICIDAD -